jueves, 6 de febrero de 2014

¡Libre! Y con un reto bajo el brazo

Esta misma mañana acabo de terminar mi último examen del cuatrimestre (mejor será que no preguntéis que tal me ha ido) y, para celebrarlo, me he apuntado al reto de lectura de Algar Editorial, que consiste en leerse Zona Prohibida, de David Cirici, antes del 20 de febrero. Y no sólo eso: hay que hacer un primer capítulo de una posible continuación que será valorado por el jurado y cuyo premio será un vale de 250 euros para gastar en libros de la editorial.

Básicamente es eso. Pero creedme (o no) cuando os digo que no me apunté por el jugoso premio ni por participar en un concurso de relatos, sino por la estupenda pinta que parece tener la novela de este autor del que no sabía absolutamente nada.

Mirad, mirad:

Un mundo aniquilado y lleno de violencia, donde los jóvenes, bien adiestrados por una oligarquía invisible, luchan a muerte contra los adultos y su mundo. Sin embargo, Daia, la protagonista, que desde pequeña ha recibido una excelente educación intelectual, espera algo mejor del mundo. Después de 15 años viviendo en una escuela automatizada, con hologramas como profesores y con viejas grabaciones de sus padres como todo recuerdo, está convencida de que un mundo mejor está a la vuelta de la esquina, y luchará junto a su hermana gemela para encontrarlo.



Tenía ganas de leer algo como esto: distópico y con ligeros tintes sci-fi. Así que no pude dejar escapar la oportunidad.

Sobra decir que, por lo tanto, tendréis la reseña prontito (hoy mismo comienzo la novela), así como otras muchas. Y vídeos. Y tonterías. Y cosas varias. ¡Qué ya soy libre!

Bailemos.

Nota: la portada la he sacado de Perdidas Entre Páginas. ¡Espero que no os importe, chicas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada